Abril 2024
Previous slide
Next slide

Estreno en Córdoba: "Belfast"

Críticas y calificación gentileza de Flecha Lástrico

https://www.instagram.com/flecha_lastrico/?hl=es-la

Curiosamente el director Kenneth Branagh tiene dos películas en cartel como realizador: “Muerte en el Nilo” y la que nos ocupa, filmada en Pandemia y que acaba de cosechar 7 Nominaciones al Oscar.

A finales de la década de los sesenta, Belfast comenzaba a dividirse en dos bandos: protestantes y católicos. Los primeros querían que Irlanda siguiese permaneciendo en el Reino Unido y, los segundos, defendían la independencia. En este contexto se sitúa la película, siguiendo los pasos del pequeño Buddy, alter ego del guionista y director, para contarnos la historia de su infancia. Quizá este aspecto autobiográfico explique el gran cariño con el que Branagh desarrolla a sus personajes, dotándolos de alma y permitiendo que cada uno de ellos tenga su espacio para dejar algunas escenas para el recuerdo. Porque si por algo es grande Belfast es por la cantidad de pasajes magistrales que nos ofrece y siempre acompañados de planos y encuadres maravillosos en un elegantísimo blanco y negro al igual que sucedía en “Cold War”.

Esta joya llamada Belfast me recuerda, en su forma de contar la historia, a otra excelente película como es “Jojo Rabbit, pues en ambas se narra un conflicto serio a través de los ojos de un niño, cuya realidad no comprende y tiene dudas sobre cómo debe actuar. Además, en las dos obras cabe también el humor pues, ante todo, a pesar del dramatismo de algunos escenarios, nos encontramos ante historias absolutamente optimistas y reconciliadoras. A Branagh le da tiempo no solo a homenajear a su familia y ciudad, sino también al cine, el teatro y la literatura que le influyó en su infancia y del que se ha nutrido para realizar sus trabajos como director. Y lo hace al ritmo de Van Morrison, el león de Belfast que, para la película, aparte del buen puñado de temas clásicos que suenan del músico, compone una bella partitura. Las actuaciones son tremendas, creíbles, conmovedoras. Definitivamente, Belfast es cine de emociones sin caer en sentimentalismos baratos. Es el tipo de cine que uno siempre espera ver en la gran pantalla y por el que uno adora el séptimo arte. Es cine con mayúsculas.

CALIFICACION: ↗️↗️↗️↗️↗️

Comparte la noticia

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Telegram
Previous slide
Next slide
Previous slide
Next slide
Previous slide
Next slide